Maneras de vivir (1ª Parte)

Naces, eres un niño y todo son mimos y cuidados, vives a cuerpo de rey, tienes que ir a la guardería o al colegio si, pero vives de lujo. En la mayoría de las ocasiones, no eres ni consciente de lo que haces o de lo que eres en ese momento, un auténtico afortunado, sólo empleas tu tiempo en comer, beber y dormir, un sueño.

Vas creciendo, te vas haciendo mayor y la sociedad de estos tiempos ya te va marcando un camino, “tienes que estudiar para ser alguien de provecho”. Esos estudios, te van a llevar a conseguir un trabajo, el cual te aportará una suma monetaria que emplearás en lo que quieras, la gran mayoría, en poder sobrevivir.

El 50% de tu vida la dedicarás a trabajar, unos pocos agraciados currarán en aquello que siempre han soñado, donde se sienten valorados y reciben una buena nómina. Pero otros muchos, se verán encerrados en un empleo que no va con ellos, que para nada cumple con sus sueños de niño, donde su jefe es un cabrón y no para de putearle, cobran una mierda y como escapatoria, sólo piensan en esos 15 dias de verano para desconectar, pero amigo, tras esas dos maravillosas semanas, el infierno está de vuelta.

¿Cual es la escapatoria?, hay una serie de oportunidades para todos nosotros, hay solución para este problema lleno de incógnitas, todo tiene su lado optimista, aquí cito algunas de ellas:

Que te toque la primitiva: no puedes vivir a base de primitivas, necesitas unos ingresos para poder jugar, está claro que si te toca, te puedes convertir en el puto amo, pero querido lector, según mis informaciones las probabilidades que te toque el primer premio es de 1 entre 14 millones…sin comentarios

Dedicarte a la música: al que le guste el cuarto arte, esta sería la mejor vida posible, haces lo que realmente te apasiona, vives de algo que creas tu, realmente no hay forma de sentirse más realizado, pero para ello, tienes que tener talento, controlar un instrumento y bueno, necesitas horas y horas de ensayos, los cuales no te permiten trabajar y sin trabajo no hay forma de costearte los instrumentos.

Estudiar unas oposiciones y currar de funcionario: esta parece ser la panacea de estos tiempos, si no has tenido suficiente con estudiar una carrera, sigue empollando para sacar una calificación más alta que la de los 10 millones de candidatos que se presentan junto a ti, entre los que hay ingenieros astro físicos, un doctor en filosofía y letras con diez idiomas, dos dialectos indios y cuatro lenguas de una perdida región entre Afganistán y Tayikistán o el perla de turno que es hijo de un concejal que es amigo de uno de los jueces del examen, el filosofo al menos se ha jugado la vida conviviendo con Bin Laden, pero el carajote de turno, el enchufado….grrrrr.

Vivir del cuento, siendo el nuevo novio de Ana Obregón o una de las novias de Paquirrín: de acuerdo, ganas dinero por un tubo, apareces por la tele y las revistas hablan sobre ti, eres famoso. Pero ser famoso por juntarte con uno de estos vive la vida, al menos para mi, no es lo que yo esperaba en mi existencia, supongo que para un fracasado o para un puto parásito asqueroso, si sería una buena forma de vivir. Yo personalmente, me metería en el mundo de la prensa rosa para ganarme la confianza de todos esos repugnantes personajes, organizaba una macro fiesta en el plató de “Sálvame” y con la escusa de tener que ir a retocarme el maquillaje para aparecer guapo en el “10 Minutos”, metía fuego al plató, lanzaba una bomba nuclear desde un F-15, detonaba 400 kg de TNT, 200 de C4 y si aún sobrevivía alguno como las cucarachas, yo mismo con un bate de béisbol me encargaría de que desapareciesen por siempre de la faz de la tierra.

Todas estas maneras de vivir tienen sus ventajas y sus inconvenientes pero yo, tengo la fórmula exacta para combatir el paro y la hipoteca, para dejar de trabajar en ese empleo asqueroso y vivir la vida en condiciones, pero claro, todo tiene un precio. Amigos lectores, tenéis que pagar un coste por conocer la poción secreta. Por mi naturaleza buena y generosa, no voy a ser extremadamente egoísta, sólo os pido un pequeño precio por la solución a vuestras vidas, sólo necesito por vuestra parte, tiempo, si,  si, sólo eso, tiempo. ¿¿¿Cuánto tiempo???, diréis agonizando mientras arrugais el carné de paro que tantos problemas os ha dado.

Yo tengo la respuesta a unos centímetro más abajo de estas lineas, vosotros a unos días. ¿Qué quiero decir con esto?, tranquilos, el plato ya está cocinado, sólo estoy esperando a que se enfríen un poco para servíroslo con todo mi amor y cariño, estad atentos y la solución a vuestros problemas surgirá de repente sobre estas lineas, sed pacientes.

PD: Os invito a que propongais otra forma de vida, aquella en la que siempre habiais soñado o comentar la que vivis, pues a lo mejor para vosotros es la que siempre deseasteis desde pequeños.

Anuncios

6 pensamientos en “Maneras de vivir (1ª Parte)

  1. Para mi una buena forma de vida es necesitar poco para vivir. Tenemos demasiadas cosas; ordenadores, móviles, mp4’s, cadenas de música, etc… Y sobre todo cosas totalmente innecesarias. Creo que la mejor forma de vida es la vida sencilla, sin lujos.

    Hoy en día es algo utópico, pero sería mi sueño; Tener un techo bajo el que vivir, una familia y comer de lo que cultivas…

    Sé que estoy loco, pero es mi sueño.

    • La propuesta de Fran me parece la mas logica y sensata, el incoveniente es que para ello deberias trabajar en el campo como aquellos camperos de pueblo y ahora mismo muy poca gente quiere eso, la vida en el campo no es igual que jugar al jueguecito de la granja de facebook.

      Fran no estas tan loco, un saludo!

      • Anónimo, tal vez la vida completa y absolutamente en el campo es ahora una utopía, nadie que esté acostumbrado a los “lujos” de la tecnología, cambiaría su vida por vivir en el campo, pero si podriamos aprender de personas que viven así y empezar a valorar lo que nos rodea y que sin embargo, no hemos echado cuenta.

        Gracias por comentar!

    • La verdad es que si tio, esta vida que llevamos, es la que nos hemos ido ganando poco a poco, llena de cosas materiales, que sólo sirven para distraer nuestra atención y no pensar en lo verdaderamente importante, vivir.

      No podemos hacer nada, ya formamos parte de esa sociedad materialista, pero al menos, si podriamos inculcar a nuestros futuros hijos, todas estas ideas, tal vez ellos, si puedan cambiar el mundo.

  2. Yo me conformaria con que el mundo dejara de ser como es con sus caprichos y demas… dejaran definitivamente las armas, todos fueramos a una, en la investigación de oceanos, universo, ciencia, contra la pobreza… sin la necesidad de invertir en armas, se acabarian muchisimos problemas y avanzariamos hacia cuotas mayores en la vida..

  3. Tienes toda la razón, ahora la vida se centra en ganar más y más sin necesidad. Por el control de los recursos en el mundo, se ha asesinado a muchas personas, lo triste es que no tiene pinta de cambiar, a menos que las genereaciones del futuro se revelen.

    Aún así, creo que los jovenes de ahora, en la que yo me incluyo, tenemos otro punto de vista más conciliador y con una idea más humana que nuestros actuales dirigentes. Tenemos que suponer el cambio, debemos pensar de una forma menos materialista, esperemos que así sea y poco a poco el mundo cambie a mejor.

    Gracias por comentar y un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s